martes, 8 de abril de 2014

Lo ultimísimo en Terapias Detox: Oil Pulling

Veo por la blogosfera (sobretodo la americana), que se ha extendido lo último en terapias detox: el oil pulling. Y os aseguro que querréis seguir leyendo si os digo que es una técnica que blanqueará vuestros dientes, mejorará vuestra piel, eliminará toxinas de vuestro cuerpo y os hará estar más sanos en general. Ah, y no imagináis lo fácil y asequible que es de llevar a cabo.

Lately, I've been seeing at the blogsphere that a new detox technique has become the perfect way to detoxify our bodies. I'm sure you'll keep reading if I tell you that this technique, called oil pulling, can make your teeth whiter and you skin and body healthier. Oh, and it's soooo easy and afordable...



El Oil Pulling es un remedio ayurvédico que se basa en la utilización de aceites (mejor si son puros y ecológicos) para eliminar toxinas y bacterias del organismo. ¿Cómo se practica? Muy fácil: por la mañana, antes de comer nada ni de lavarte los dientes, tomas una cucharada sopera de aceite de sésamo, girasol o coco y te enjuagas la boca con él durante 15-20 minutos. Sí, has leído bien, toooodo ese tiempo. Cuando acabas escupes el aceite, que se habrá convertido en una pasta blanca, y te lavas los dientes como lo haces normalmente.

Con esta práctica, según todo lo que he leído (y hay mucha información en la red), se consiguen todos estos beneficios directos:

-El aceite arrastra las bacterias y toxinas de la cavidad bucal, de manera que la limpia profundamente.
-Los dientes se blanquean.
-La boca, labios e incluso garganta se suavizan e hidratan.
-Se fortalecen los dientes y la mandíbula.
-Se previene el mal aliento.
-Se previenen enfermedades bucales como las caries y la gingivitis
-Las encías se sonrosan y están más sanas.

Hay quien además dice que esta terapia detox consigue aliviar las migrañas, corregir desarreglos hormonales, reducir la inflamación de la artritis, ayudar en las gastroenteritis, reducir los eccemas, reducir la sinusitis, mejorar el insomnio e incluso mejorar la visión. Yo no creo que llegue a tanto, pero sí creo que en cuanto a limpieza bucal es efectivo.

Llevo practicando el oil pulling más de una semana y la verdad es que, aunque aún es pronto para notar resultados (dicen que se notan a los 4-6 meses de práctica), sí que me da la sensación de tener la boca más limpia. Además, con el movimiento de enjague de la boca noto que los músculos del cuello y la cara trabajan. ¿Será que al mismo tiempo estoy haciendo un fitness facial, eliminaré la papada y tonificaré mis músculos? ;)

Como seguramente os lo estáis preguntando, os cuento cómo lo consigo integrar en mi rutina diaria: me levanto, hago ejercicio si me toca ese día, y al terminar empiezo con el oil pulling con aceite de girasol. Mientras, me ducho y/o preparo el desayuno. Lo bueno es que mientras lo haces puedes estar haciendo cualquier otra cosa.

¿Qué pensáis de esta técnica detox tan sencilla? ¿Os apuntáis a ella?