viernes, 5 de febrero de 2016

7 Lecciones De Belleza Que He Aprendido A Lo Largo De Mis 35 Años

Hoy os cuento las 7 lecciones de belleza que estos casi 35 años me han dado. El miércoles os conté las lecciones de moda que he aprendido y parece que ha gustado bastante, así que aquí van las del otro tema que me apasiona.

Today I'm sharing with you the beauty lessons this 35 years life has given me. Last Wednesday I shared the fashion lessons I've learnt and it seems you really liked it. So, here you have.



Las tendencias hay que adaptarlas a la vida real. Hace años se llevaba el eyeliner a lo Amy Winehouse y no por eso había que llevarlo en la vida diaria. El año pasado en las pasarelas las modelos llevaban el pelo como sucio y eso no significa que dejemos de lavárnoslo nosotras. Es cuestión de ir a la moda pero favorecidas.

En relación a lo anterior, también hay que ser realistas con lo que tenemos. Por ejemplo, yo tengo el pelo muy fino y lacio y no voy a tener en la vida un melenón a lo ángel de Victoria's Secret por mucha tenacilla gorda y mucha ghd que me compre (aunque ayudan mucho a hacerse un peinado estiloso, eso sí). Así que, ¿para qué dejarme el pelo largo hasta la mitad de la espalda si no me queda bien? Mejor busco estilos que se adapten a mi tipo de pelo, como el lob o el wavy lob.

Encuentra tu(s) punto(s) fuerte(s). Relacionado con lo anterior, si no puedes presumir de pelassso seguro que tienes unos ojos preciosos. O una piel divina, o unos labios carnosos, o un culo muy bien puesto, o una figura con curvas espectacular, qué sé yo. Todas tenemos muchas cosas buenas, y no se trata de ir siempre escondiendo lo que no nos gusta, sino de potenciar nuestros puntos fuertes. Ah, y ante todo hay que intentar tener mucha confianza y seguridad en nosotras mismas. Con eso ya tendremos mucho ganado porque además se nos va a notar incluso al movernos, al hablar y al interactuar con los demás. ¿Hay algo más guapo que una mujer que se siente bien consigo misma?

Prueba cosas diferentes. Como en la moda, no tengas miedo de probar cosas nuevas. Al fin y al cabo, como dijo François Nars, "¡es sólo maquillaje!". Lleva un día el labio bien rojo, o las uñas de color verde pastel, o los ojos con un ahumado en tonos plata si te apetece y te ves guapa. ¿Por qué no? Rízate el pelo, llévalo liso tabla, recógelo y déjalo suelto. ¡No te aburras! Pero, eso sí, siempre sintiéndote tú misma, no hay nada peor que sentirse disfrazada.

Define tu estilo. Aunque pruebes a maquillarte y peinarte de maneras diferentes, seguro que hay un look que a ti te gusta especialmente. Domínalo y llévalo para ocasiones en las que necesites sentirte especialmente segura como una entrevista de trabajo, una cita, o incluso tu día a día si es un maquillaje y un peinado sencillos que puedes hacerte en poco tiempo.

Encuentra tus productos estrella. Prueba hasta encontrar las cremas, el maquillaje, el perfume, los productos capilares... que mejor te vayan. Da igual si son los que se llevan ahora o son unos clásicos, lo importante es que sean perfectos para tu piel y tu pelo, y los hagan estar bonitos.

Tampoco pienses que lo más caro es siempre lo mejor. A mí Kiehl's me pirra y tiene una relación calidad-precio buenísima. Tengo sombras y polvos de Essence y de H&M que me encantan, incluso de Mercadona. Y también es verdad que uso la CC Cream de Lancôme porque es la que mejor me va, o una máscara de pestañas de YSL porque para mí no hay otra igual. Lo mejor es lo que mejor te va a ti, no necesariamente lo más caro del mercado.

Bueno, ¿qué os parece? ¿Estáis de acuerdo conmigo? ¿Añadiríais alguna más?