viernes, 14 de agosto de 2015

#ProyectoFit2015: Pasos De Ballet Para Un Cuerpo Fit

El otro día estaba haciendo un entrenamiento de Nike+TrainingClub que tenía algunos movimientos parecidos a los pasos de ballet y pensé en cómo me gustan los cuerpos de las bailarinas porque son fit, es decir, delgados pero con formas, fibrosos y elegantes. Así que se me ha ocurrido compartir con vosotras esos pasos para que también podáis conseguir un cuerpo de bailarina. O casi.

The other day, while I was working out with a Nike+TrainingClub routine, I realized some of the movements where very similar to ballet ones, and I thought how much I like dancers' bodies, since they are slim but fit and elegant. So, I think I could show you some of those movements so you can achieve a dancer's body too. Or close to.



Lo primero que se me viene a la cabeza cuando pienso en el ballet es en lo elegantes que son los movimientos que hacen las bailarinas. Cómo dominan todos sus músculos para hacer posturas y pasos que no son nada fáciles pero que para ellas aparentemente no cuestan nada. Y está claro que eso lo consiguen a base de mucho ensayo pero también de mucho entrenamiento. Entrenamiento que da como resultado unos cuerpos preciosos (en mi opinión). Me encantan las piernas que tienen, porque son delgadas pero definidas, e incluso parecen más largas de lo que son realmente gracias a cómo las trabajan. 

Así que hoy os traigo unos ejercicios inspirados en el ballet para poneros en forma con gracia y elegancia.

Rebotes en primera posición. De pie, con los talones juntos y las puntas de los pies apuntando hacia afuera, levantamos un brazo hasta ponerlo paralelo al suelo a la vez que nos ponemos de puntillas. Manteniendo esa postura, flexionamos las rodillas hacia afuera para hacer una sentadilla. Bajamos en dos tiempos y subimos en uno. Repetimos el movimiento durante un minuto.




Sentadilla en plié alternada en segunda posición. Desde la primera posición, levantamos un brazo estirado por encima de la cabeza. Después, pasamos a segunda posición y flexionamos las rodillas hasta hacer una sentadilla de sumo (la que se hace separando las piernas más allá del ancho de las caderas) al tiempo que el brazo lo bajamos hasta ponerlo paralelo al suelo. Volvemos a la posición inicial y repetimos hacia el otro lado. Hacemos el movimiento durante un minuto.




Combinación de sentadilla en plié con estiramiento sobre puntera. Desde la segunda posición, extendemos el brazo hasta ponerlo paralelo al suelo. Nos ponemos de puntillas y con los talones despegados del suelo flexionamos las rodillas para hacer una sentadilla de sumo en plié. Entonces, bajamos los talones al suelo y estiramos las piernas hasta volver a la posición inicial. Repetimos el movimiento durante un minuto.






Patada frontal a zancada hacia atrás. Empezamos con los brazos estirados en cruz y un pie ligeramente retrasado. Entonces levantamos frontalmente la pierna estirada y al bajarla la llevamos hacia atrás del todo para hacer una especie de lunge. Repetimos el movimiento durante un minuto y lo hacemos otro minuto con la otra pierna.





Zancada con flexión de rodilla y patada lateral. Comenzamos con la misma postura que en el movimiento anterior pero con el pie atrasado por detrás de la otra pierna. Hacemos una patada lateral con la pierna estirada y al bajarla hacemos una sentadilla con cruce de piernas. Repetimos el movimiento un minuto con cada pierna.




Repetimos la serie completa tres o cuatro veces.

En todos los ejercicios se trata de hacer los movimientos de manera suave y controlada, pues importa más la postura que la velocidad. Además, hay que mantener siempre el abdomen contraído, los brazos estirados y los hombros relajados. Eso por otro lado nos ayudará a mantener el equilibrio, que también se trabaja mucho en esta rutina. Por cierto, no es necesario usar una barra pero, si queréis, el palo de una escoba os vendrá de perlas.

No quería dejar el post sin enseñaros algunas fotos de Misty Copeland (que también es la chica de la primera foto del post). Es la primera bailarina del American Ballet Theater. Saltó a la fama mundial hace unos meses por ser la primera mujer de color que conseguía llegar tan alto en esa compañía (y diría que en el mundo) y porque además superó una serie de prejuicios antes de llegar ahí, como que era muy mayor o demasiado musculada. Aparte de ser una magnífica bailarina es guapa a rabiar y tiene un  tipo que ya lo quiero yo para mí.

[Foto: about.mapmyfitness.com]

[Foto: mashable.com]

 ¿Qué, os animáis a hacer unos pliés conmigo?