viernes, 21 de noviembre de 2014

Decorar con un Sofá en tono Taupe

Tal vez recordéis mi obsesión por tener un sofá gris en mi nueva casa, cosa que conseguí por un tiempo. Ahora, sin embargo, estreno sofá en tono Taupe, y no puedo estar más contenta. Dejadme que os cuente por qué y os enseñe algunas imágenes inspiradoras.

Maybe you remember I was obsessed with having a grey couch, and I had one for a while. But now I have a taupe couch, and I really love it. Here is why and some inspiring pictures.


Como os decía, durante un tiempo conseguí tener un sofá gris con chaise long con el que yo estaba encantada, pero mi chico no tanto. La textura del tapizado, decía, era demasiado áspera. Y admito que así era. Por suerte, pudimos devolverlo (gracias, El Corte Inglés) y acabamos de recibir nuestro nuevo súper sofá -enorrrrrme, súper cómodo y súper suave-. Esta vez, en un tono taupe que casi da más juego a la hora de decorar.

Y es que este tono entre gris y marrón que se puso de moda hace unos años hasta en las sombras de ojos y los esmaltes de uñas tiene muchas posibilidades de combinación. Le va bien a los tonos claros como los blancos y beiges, a los oscuros como el negro y el azul marino, y se lleva de maravilla con toques vivos como el fucsia y el morado.

Os dejo con unas imágenes para ilustrar esto que os digo, y que a mí me están dando ideas para comprar fundas de cojines, mantas y hasta pensar en tonos de pintura para la pared.

[El mío es un poquito más pequeño...]

[Por cierto, ¡tengo que comprarme una alfombra!]





¿Os gustan los sofás en este color tan indefinido, o sois de colores más clásicos? ¿De qué color es vuestro sofá?