sábado, 16 de noviembre de 2013

Beauty Day de Mujer Hoy, mi Experiencia

Como probablemente ya habréis leído en muchos blogs y medios, este pasado jueves 14 de noviembre se celebró el Beauty Day de la revista Mujer Hoy, y allí que me planté para echar un vistacillo y (seamos sinceras) llevarme alguna muestra de las novedades beauty más punteras. ¿Queréis saber qué me encontré y qué me pareció?

As you probably already know, last Thursday, November 14th, Mujer Hoy Magazine Beauty Day took place. And there I was, looking for some information (and, to be honest, some samples) about the latest in beauty. Do you wanna know what I found there?

Menuda carita llevaba yo para un Beauty Day...


El evento se realizó en el Hotel de las Letras, en plena Gran Vía madrileña. Lo primero que vi fue la cola de unas veinte personas que había que hacer para entrar en el espacio. En plena calle. Y con la gente mirándote mientras pasaba con cara de "¿qué regalarán ahí?". No me gustó nada. Y no me quiero imaginar la cola que habría por la tarde, cuando se esperaba la mayor afluencia de público.

Una vez superado el tiempo de espera, eras recibida por amables azafatas y organizadoras que controlaban tu invitación (porque sí, había que llevar una invitación que previamente debías haberte descargado en la web del evento) y te animaban a subir al espacio propiamente dicho. Me gustó.

El stand de Moroccanoil, para mí el mejor. Amplio, luminoso, bien atendido por los profesionales de la marca y con modelos tan guapas como esta a las que habían hecho preciosos peinados con sus productos.

Cuando llegabas arriba, te recibía un alboroto considerable. Unas doscientas personas -mínimo- metidas en un espacio de unos 300 metros cuadrados. La mayoría a la caza de la muestra y lo gratis. Eso sí, con mucho taconazo y estilismo it. Colas de personas en cada stand para conseguir un sobrecito de maquillaje de los que vienen en las revistas o te dan las dependientas cuando son medio amables en las perfumerías. No me gustó nada.

El stand de Shiseido estaba dedicado a su línea Ibuki, especialmente indicada para treinteañeras. Me hicieron amablemente un análisis del nivel de hidratación de mi piel, y resultó que es un 32%. Muy bajo según la "experta" del espacio. En otros stands me dijeron que tengo la piel muy bien cuidada y con una buena hidratación. Ejem...

Los stands de las diferentes marcas estaban muy bien montados, la verdad. Sobretodo el de Moroccanoil, en mi opinión, porque era el menos agobiado. Además, la atención de todos los responsables de stand fue encantadora. Dentro de las posibilidades de cada uno y del tiempo del que disponían, claro. Un diez para los chicos de Armani, de Moroccanoil, de Clarins y de Lancôme (donde me maquillaron estupendamente aunque no pudieron hacer nada con mi cara de dormida).

En el stand de Lancôme se esmeraban por hacerte un buen maquillaje. Nada de cuatro pinceladas guarrindongas. Y además fueron súper amables. Un diez.

Hubo unos cuantos stands en los que no pude hablar con nadie por la cantidad de gente que tenían esperando, y fue una pena. Sinceramente, yo me paré en las marcas en las que estaba realmente interesada para informarme de algunos de sus productos o puntos de venta, pero no me habría importado pararme en otros. Pero no podía quedarme todo el día ni quería sentirme como una borrega tampoco...

El stand de Lierac era bonito y agradable. No pude pararme de la cantidad de gente que había.

El stand de YSL era muy apetecible, pero la cola que había que hacer no lo era nada. Por cierto, una de sus maquilladoras, espectacularmente guapa.

Total, que mi opinión generalizada sobre el evento es "Sí, pero no". Quiero decir, la idea es buena, pero la organización es regular. La solución tal vez sería hacerlo más restringido en cuanto a público, pero tal vez eso significara que las únicas personas que pudieran asistir fueran los periodistas y profesionales del medio, que muchas veces son los que menos necesitan y aprovechan del mismo, y las pescás como yo nos quedaríamos fuera... No sé, ¿qué opináis vosotras?

Maquillarte en casa, peinarse medio decentemente, preparar el estilismo, que te "remaquillen" en el evento, posar como una profesional... y que en ese momento la falda decida meterse entre tus piernas. #esonotienenombre

¿Estuvísteis en el Beauty Day? ¿Habéis estado en alguno parecido? ¿No odíais ese momento "a la caza de lo gratis" que se da tanto en nuestro país? (y esto último lo digo con mi experiencia de casi 7 años intermitentes como azafata en promociones y eventos).