martes, 19 de febrero de 2013

Una tarta de foto

¡Buenos días!

Hoy sólo unas líneas para enseñaros la tarta de cumple que le he regalado al amor de mi vida. No tenemos por costumbre regalarnos cosas, pero a mí siempre me gusta tener algún detalle y darle una pequeña sorpresa. Y este año, aprovechando que conocí a Cocinillas de Mi Casa, de la que no podéis perderos el blog porque hace cosas espectaculares, se me ocurrió encargarle una tarta.

Como a D le encanta la música, y en los ochenta triunfaron grupos que le apasionan, pensé que un tocadiscos con discos de vinilo sería una buena idea.

Pues nada, aquí tenéis el resultado. Como veis, Laurich es una máquina haciendo tartas (y cupcakes, y galletas, y brownies...) y no dejó ni un detalle. ¡Hasta la aguja se cambia de posición! Y doy fe de que está buenísima.






Morning!

Today, just a few lines to show you the cake I gave my love as a present for his b-day. We normally do not make presents, but I like to give him a little surprise every year. And, since I met Cocinillas de Mi Casa a few weeks ago and I know she does such amazing cakes, cookies and much more, I ordered a special cake for D.

He loves music very much, and eighties music much more, so I decided to order a record player shaped cake.

Here you have the results. As you can see, Laurich is so good at it. And its taste is amazing!!!